IMG-LOGO

Estrenos Apple TV+

(2020) | 93 min. | Histórico | Bélico | Drama
Vibrante adaptación de la novela de C.S. Forester “El buen pastor”, ambientada en los años de la Segunda Guerra Mundial. Describe la difícil tarea de los buques de guerra que cruzaban el Atlántico escoltando a las naves que llevaban suministros desde Estados Unidos, sobre todo en las zonas denominadas “agujeros negros”, donde no contaban con cobertura aérea y eran más vulnerables a los submarinos alemanes. El capitán Krause está al mando del destructor Keeling, y con nula experiencia bélica le toca pastorear a un grupo de barcos, pero verá puesto a prueba su liderazgo por el acecho del enemigo, que le obliga a tomar decisiones rápidas y no siempre fáciles. Tom Hanks ha mostrado siempre un gran interés por las historias ambientadas en la Segunda Guerra Mundial, no en balde protagonizó Salvar al soldado Ryan, y produjo la serie Hermanos de sangre. Aquí asume el protagonista, firma el guion y produce a través de su compañía Playtone. Para la dirección ha contado con Aaron Schneider, que ganó un Oscar con su corto Two Soldiers, y que dirigió la notable El último gran día. El resultado es un film bélico de hechuras clásicas y rigor histórico, aunque la trama sea imaginada, donde a diferencia de las típicas películas de submarinos en que estas naves son las protagonistas, aquí solo las vislumbramos, son una presencia inquietante que no vemos del todo, tampoco a sus tripulantes, un poco el efecto Tiburón, para entendernos, lo que es bastante eficaz. Realizada con abundantes medios, los efectos visuales son notables, y el espectador puede ser testigo de las maniobras tácticas para atacar y defenderse, con los torpedos y otros barcos rozando la propia nave de un modo muy realista. Además la cinta es muy humana, rasgo al que ayuda la estupenda interpretación de Tom Hanks, que se ha convertido en uno de los actores más capaces de dar vida al típico héroe americano, que hace lo que hay que hacer sin darse importancia. Llama la atención cómo se subraya la sencilla piedad cristiana del personaje, y su preocupación por sus hombres, sin ser perfecto, a veces puede confundir sus nombres. Está arropado por un buen reparto con mucho rostro desconocido, destaca entre ellos Stephen Graham.
7/10
(2019) | 9 min. | Falso Documental | Animación | Comedia
Simpático falso documental, que especula con un estilo de teorías de la conspiración, acerca de que Snoopy, bien conocido como piloto héroe de la Primera Guerra Mundial, hubiera viajado a la Luna en el Apolo 10, antes de que los viajeros del Apolo 11 pasaran a la historia. Con Jeff Goldblum como experto autor de libros sobre la NASA, y Ron Howard explicando lo que descubrió cuando preparaba el rodaje de Apolo 13, este corto resulta ocurrente, y se mira con añoranza, también por los pasajes animados de aire retro. La idea parte del hecho auténtico de que los módulos de esa misión recibieron los nombres de Snoopy y Charlie Brown.
7/10
(2020) | 119 min.
Sentido documental sobre la banda musical Beastie Boys, compuesta por Mike Diamond (Mike D), Adam Horowitz (Ad-Rock) y Adam Yauch (MCA), este último fallecido a causa de un cáncer. Graba en directo el encuentro de Mike D y Ad-Rock con un numeroso grupo de fans en un teatro, una auténtica performance, donde con imágenes proyectadas en el escenario y utilería, componen el relato de sus orígenes. De modo que recuerdan a otras personas que estuvieron al principio, como una chica, la batería Kate Schellenbach, o John Berry, que tocaba la guitarra. Su estilo ecléctico revela influencias del funk y el jazz, y también juegan con el rap, el hip hop, con elementos rock y punk, y cortes acústicos, o con bucles propios de DJ. Está detrás Spike Jonze, responsable de magníficos largometrajes como Adaptation. El ladrón de orquídea o Her, pero también de muchos videoclips musicales, entre ellos un buen puñado de los de Beastie Boys, buenos amigos además de colaboradores. Aunque tanto el espectáculo de Mike D y Ad-Rock, como la filmación de Jonze están hechos con inmenso cariño y entusiasmo, resulta difícil que el documental pueda atrapar a un público no fan, entusiasta de la música del grupo, y ávido de conocer sus entresijos. Para el no-conocedor queda un trabajo correcto, pero que no emociona.
6/10
(2020) | 122 min. | Biográfico | Drama
Películas basada en hechos reales. Sigue a Bernard Garrett, un afroamericano texano muy espabilado, que siendo niño trabaja como limpiabotas pero aprende algunas claves del negocio inmobiliario y bancario escuchando a los empresarios blancos a los que lustra el calzado. Ya adulto, y tras la conveniente preparación, está listo en los años 60 para introducirse en el negocio de las fincas urbanas, y hasta se hace con la propiedad del edificio que alberga la sede de varios bancos de Los Ángeles. Aunque su sueño es ser propietario de un banco en su tierra natal, meta en la que consigue la colaboración de Joe Morris, negro como él, y dueño de algunos garitos nocturnos. De todos modos el color de la piel es un problema, de modo que para operar y poder conceder préstamos y alquileres a ciudadanos afroamericanos, acuden al blanco Max Steiner, para que sea su fachada cara al exterior; aunque desconoce el negocio, Max aprende rápido. Como guionista, George Nolfi ha destacado en el género del thriller, con Destino oculto, Ocean's Twelve y La sombra de la sospecha. En cambio a la hora de dirigir, se ha atrevido con la vida del legendario Bruce Lee en Dragón, nace la leyenda, y ahora con El banquero, una cinta que tiene el mérito de mostrar las dificultades de una persona muy cualificada profesionalmente, para ejercer su oficio, debido a los prejuicios y el uso torticero de los organismos reguladores financieros. El film, uno de los primeros de ficción distribuidos por Apple TV+, tiene el mérito de atrapar la atención, con un estupendo trabajo de Anthony Mackie como el “caballero sin espada” banquero, bien secundado por Samuel L. Jackson, con su risa y sano escepticismo pragmático impagables, y Nicholas Hoult, como el hombre de paja buen tipo, que aprende deprisa y tiene sus propias ambiciones. Están respaldados por un puñado de secundarios poco conocidos pero tremendamente eficaces. La principal pega estriba en la abundancia de tecnicismos del negocio inmobiliario y bancario, donde la rapidez de los diálogos, que hablan de capitalización, intereses, valoración y demás jerga económica, resulta excesiva, el espectador no conocedor se perderá sin remedio.
6/10
(2019) | 94 min. | Drama
Hala es una inteligente adolescente musulmana de origen pakistaní, a la que le encanta la literatura, y que vive con sus padres en Estados Unidos. Y cuando se acerca la época de marchar a la universidad, se debate entre las creencias en las que ha crecido, guiada por la tradición familiar, y el entorno que le rodea, sobre todo en el colegio, en que desea ser una muchacha más, a la que no le esté vedado enamorarse de un chico no musulmán. Minhal Baig escribe y dirige esta película, al parecer inspirada por su experiencia personal, y que supone ahondar en su corto homónimo rodado tres años atrás. Aunque de entrada la idea del choque cultural, agudizado en una etapa siempre delicada como la adolescencia, resulta sugestiva, no acaba de quedar coherentemente en la pantalla. El deseo de nadar y guardar la ropa, de no demonizar a las minorías religiosas, y al mismo tiempo tratar de denunciar algunos excesos, acaba ofreciendo una “foto” contradictoria. Geraldine Viswanathan hace una buena composición como protagonista, lo que ayuda a disimular en parte los defectos señalados. Pero los bandazos que se dan en los personajes de los padres –la madre exaltada y asfixiante acaba siendo el mejor apoyo de Hala, el padre guay en cambio es un caradura de armas tomar– y la inconsistencia de la relación de Hala con el chaval que le atrae, prevalecen en un film que podía haber sido un referente en los temas tratados.
5/10